jueves, 9 de septiembre de 2010

Apoderan Cámara de Diputados proyecto regular tarifas de colegios

DICEN QUE LOS COLEGIOS ACTÚAN COMO CHIVOS SIN LEY...

La Cámara de Diputados fue apoderada de un proyecto de ley que propone modificar la Ley General de Educación, 66 del 97, para regular el aumento de las tarifas mensuales que cobran los colegios privados en el país.

La iniciativa fue sometida por el diputado del Partido de la Liberación Dominicana por San Cristóbal, Nelson Guillén, y agregaría dos artículos al Título III.

Uno de ellos establecería que las entidades no gubernamentales o centros de educación privados que se rigen por el Sistema Educativo Nacional y que están inscritos en el Ministerio de Educación no podrán disponer, sin la previa aprobación del Consejo Nacional de Educación, aumentos en las tarifas que aplican a los usuarios de sus servicios.

Además, propone que si el aumento de la tarifa solicitado por las instituciones no gubernamentales procediera, el mismo no superará los efectos causados en sus estructuras de costos por los niveles inflacionarios establecidos por el Banco Central.

Igualmente, establecería que para confirmar la veracidad de los datos que avalen la solicitud, el Consejo Nacional de Educación queda en libertad de solicitar asistencia al Banco Central, a la Contraloría General de la República y a la Dirección General de Impuestos Internos.

El aumento unilateral de la tarifa por parte de los colegios privados, sin la previa aprobación del Consejo de Educación, conllevará una amonestación pública y la devolución del dinero recaudado por concepto del pago de la tarifa.

El proyecto contempla que, si persiste la reincidencia en el cobro de la tarifa, se sancionará con una multa de cien mil pesos y si se produjeran nuevas violaciones el consejo de Educación podría disponer el cierre definitivo del plantel.

El proyecto está motivado en que el Gobierno no está en capacidad de acoger en las escuelas públicas a los millares de estudiantes que todos los años solicitan inscripción en esos centros y que esa situación ha dado paso a una creciente empresa educativa que durante los meses de junio a septiembre somete a las familias dominicanas a un período de preocupante inestabilidad.

No hay comentarios: