viernes, 28 de enero de 2011

RD participó peligro cólera a Venezuela

El ministro de Salud afirma que cumplió al pie de la letra con todos los requerimientos que ameritaba la situación
Escrito por: TEOFILO BONILLA

El Ministerio de Salud Pública defendió este viernes el manejo que dio al grupo de personas que contrajo cólera al consumir langosta procedente de Pedernales, durante una boda en una residencia de Casa de Campo, y asegura que anticipó a las autoridades de Venezuela y a la Organización Panamericana de la Salud (OPS) de la situación.

El doctor Bautista Rojas Gómez dijo desconocer el interés o la razón que tuvo el presidente Hugo Chávez para adelantarse y revelar la información.

“No sé porqué lo hizo, pues la salud de los dominicanos está primero, y por eso seguimos trabajando para controlar el cólera en nuestro país”, anotó.

Sostuvo que no dio a conocer la información porque esperaba los resultados de los análisis enviados al Laboratorio Nacional Doctor Defilló, de las personas con diarrea y vómitos, “pero si comunicamos la situación a las autoridades de Salud Pública de Venezuela, los nombres de las personas, dirección, teléfono y correo electrónico”.

Insistió en que Salud Pública cumplió con todos los requerimientos establecidos por el protocolo internacional en este tipo de situación.

De las 452 personas invitadas a las bodas el sábado 21, en el país se detectaron nueve casos de cólera; 21 se asistieron en Venezuela, y otros 13 ciudadanos de esa nación se atendieron en República Dominicana, según la ministra de Salud venezolana, Eugenia Sader.

En el país fueron internados en las clínicas Abreu, Hospiten, y otros centros privados de salud, varios dominicanos y venezolanos, entre ellos el ingeniero Fernando Hazoury, del grupo Cap Cana; Manuel Enrique Peynado, y otras personas, que Salud Pública afirma que todos los afectados están fuera de peligro, y que las autoridades tienen todo bajo control para evitar la propagación de la enfermedad.

“Seguimos investigando el contagio por la ingesta de langostas procedente de las costas de Pedernales, que no estuvieron debidamente cocidas. Hasta ahora se determinó fallas en la cadena de refrigeración, en adición a que los mariscos no estaban debidamente cocidos”, declaró.

Casa de Campo

El hotel Casa de Campo y Costasur Dominicana, lamentaron los casos de intoxicación por alimentos sucedidos en una fiesta de bodas privada, realizada en una de las residencias privadas dentro de su resort.

Agrega en un comunicado que “debemos aclarar que los servicios de tal fiesta, no fueron provistos por el Hotel Casa de Campo ni ninguna de sus dependencias, todos los alimentos, bebidas, hielo y demás provisiones, fueron contratados directamente por el anfitrión de la boda, a terceras personas ajenas a Casa de Campo”.

El complejo reiteró a sus propietarios y clientes “que pueden continuar teniendo la confianza que han depositado en nosotros durante todos estos años, y a la vez, reiteramos nuestra preocupación por aquellas personas que resultaron afectadas por el consumo de esos alimentos”.

Cisneros

En una comunicación remitida ayer desde Caracas, Venezuela, por Antonieta López, vice presidente de Asuntos Corporativos de la Oficina Presidencial de la Organización Cisneros, es una comunicación aclara que la bodas fuera celebrada en algunas de sus propiedades.

“En vista de las publicaciones de este día circuladas en algunos medios nacionales, sobre extranjeros que resultaron afectados de cólera a consecuencia de participar en un evento en un domicilio de la región Este de la República Dominicana, le informamos que la Familia Cisneros no tiene ninguna vinculación en el caso, ni con el evento, y que el mismo no ocurrió en su residencia ni en ninguna de sus propiedades”.

Agrega que “la Familia Cisneros lamenta la situación por la que atraviesan los afectados y pide a la comunidad internacional prestar atención a la propagación de la enfermedad”.

Cap Cana

Ayer en la edición de El Nacional, por una confusión, de este redactor se citó que el complejo turístico Cap Cana, localizado en la provincia La Altagracia, se había celebrado la boda, pero realmente el escenario de la actividad fue Casa de Campo.

El Nacional se disculpa por los inconvenientes creados .

No hay comentarios: