martes, 3 de junio de 2014

A partir del próximo día 12 las líneas telefónicas no registradas serán suspendidas

En el 98% de los crímenes se han utilizado celulares "macos", dice el procurador general
SANTO DOMINGO.- En el 98% de los actos criminales que se producen en el país se utilizan celulares tipo "maco", aparatos cuyos usuarios reales no están registrados en las compañías telefónicas, que no han podido actualizar los datos de más de cinco millones de celulares prepagos, razón por la cual a los organismos de seguridad les resulta imposible identificar quienes los utilizan. 

La información la reveló esta tarde el procurador general de la República, Francisco Domínguez Brito, quien dijo que a partir del próximo día 12 las líneas no registradas serán suspendidas, medida dispuesta por el Instituto Dominicano de Telecomunicaciones (Indotel)
Citó entre los crímenes que se han ejecutado utilizando los celulares "macos", el de Suleika Flores Guzmán, el de Jordi Veras y los de las víctimas de la red de narcotráifco de José David Figueroa Agosto.

"Animamos a toda la población, por su seguridad y por la de todos, a actuar responsablemente y registrar sus celulares", dijo el procurador, quien explica que el registro de los móviles prepago permitirá a los operadores identificar la dirección de la persona que está llamando y acudir con más precisión cuando se solicite servicio al 911.

Solicitarán penas y multas por llamadas molestosas 

El procurador general de la República, Francisco Domínguez Brito sostuvo que hasta la medianoche de ayer se hicieron 45,230 llamadas, en las que se utilizaron 394 líneas para hacer más de cinco llamadas molestosas, las cuales están identificadas y las personas bajo identificación de la Policía Nacional.

Citó, además de la ley del 911, 140-13, que establece multas por su uso indebido "hemos identificado también los artículos 338 del Código Penal Dominicano, modificado por la Ley 24-97 que establece pena de seis meses a un año para las llamadas molestosas". 

Por otra parte la ley 53-07 sobre crímenes y delitos de alta tecnología, en el artículo 11, establece el delito de sabotaje, con penas de tres meses a dos años de prisión y multas de tres a 500 veces el salario mínimo. 

Garantizó que "Inmediatamente obtengamos las certificaciones correspondientes de las empresas de comunicación, solicitaremos arresto o pago de multas" contra los que hicieron esas llamadas catalogadas como molestosas y que en total fueron 28,903 .

No hay comentarios: